miércoles, 17 de diciembre de 2008

Arriesgarse

La duda, saber si podemos confiar o no, si saldremos lastimados, si seremos felices... cuestiones que nos invaden una y otra vez cuando intentamos decidir si debemos involucrarnos en una relación.

Creo que la incertidumbre es muy natural y sumamente humana... si tenemos instinto de supervivencia trataremos de cuidar aquello que nos es más valioso: nosotros mismos. Sin embargo, el riesgo siempre aparece como algo interesante, como una aventura que quizás pueda tornarse en la mejor elección de nuestras vidas, pero ¿cómo saber?

La anterior es una de esas muchas preguntas sin respuesta que le dan sabor a la existencia. Les dejo una de mis canciones favoritas (que, admito, me hace llorar) interpretada por Celine Dion (quisiera haber podido ir al concierto, pero ni modo :S).

3 comentarios:

Erika Guadalupe Cortés Gutiérrez dijo...

Pues si, los riesgos siempre están presentes, y tal vez sin ellos la vida no sería emocionante. Sin embargo, esto último no es una excusa para cometer siempre el mismo error. Cuando nos encontramos en una relación (de cualquier tipo), debemos de ver qué nos agrada de la persona y qué no desde el principio, para poder medir lo que nos podemos esperar o simplemente para saber en un futuro dónde estuvo el error. Aunque el hombre no es exacto, y es ahí donde esta el sentido de la vida.

PD: No pude ver el video :-(

Erika Guadalupe Cortés Gutiérrez dijo...

Ya pude :-D

Rodrigo Delgado dijo...

Creo que lo mejor de una relación es cuando empieza y cuando vas empezando a borrar esa pregunta... el problema es que casi siempre e equivocas en la respuesta... Sólo puedes tratar de aprender de esa persona...